Dice Eric Schmidt, sobre el Google Rank que “Dentro de resultados de búsqueda, la información de los perfiles online verificados obtendrán un puesto más al to que el contenido sin dicha verificación. Ello repercutirá en la mayoría de los usuarios que, naturalmente, harán clic en los resultados que estén mejor colocados”.

1.- Velocidad de carga de la página

La velocidad de carga de tu página web puede verse afectada por diversos factores, como la velocidad de Internet. Sin embargo, la principal razón para la mayoría es que tiene un hosting poco fiable. Si tu página web deja de estar online en algún momento por culpa de tu hosting puede no perjudicar tus ventas, pero tu Google Rank sí. A Google le importa mucho la velocidad de carga por lo que deberías invertir en un buen proveedor de alojamiento o instalar plugins que te pueden ayudar a lograrlo.

2.- El contenido duplicado

El plagio es un delito grave en los países más desarrollados, pero quien se lo toma muy, muy en serio es Google. La copia (aunque la modifiques levemente) de otras páginas pueden afectar gravemente a los resultados de búsqueda y, la mayoría de los expertos en SEO, os advertimos continuamente. Se original y conseguirás generar una audiencia.

3.- La calidad del contenido

Lo habitual es que generes nuevo contenido en tu blog, unas 3 veces a la semana. Sin embargo, si tienes un e-commerce, postear sobre tus productos requerirá que lo hagas a diario (y varias veces). Esto se traduce en mejores resultados no tanto en los ranquings de búsqueda, pero si en tus redes sociales.

Vivimos en un pueblo mundo visual así que debes ser cuidadoso a la hora de elegir las imágenes, vídeos y fotografías.

4.- Tráfico

El tráfico se refiere al número de personas que visitan tu página web, la frecuencia o qué parte visitan. Cuanto mayor sea tu tráfico directo, más alto el resultado en Google. ¿Parece fácil, no? Pero Google también analiza si los usuarios que visitan tu página vuelven. Y en esto, Google se fija mucha más.

5.- Redes sociales.

Las redes sociales están aquí para quedarse e incorporarlas a tu página web no sólo ayudará a tu visibilidad online, también te ayudará subir en Google. Cuando se trata de redes sociales los siguientes factores, cuentan para Google:

– Número de tweets.
– Número de ‘Likes’ en Facebook.
– Los contenidos compartidos en Facebook.
– Los ‘Pins’ de Pinterest.
– La cantidad de +1 en Google+